Historia

INICIOS DE LA PARROQUIA DE SAN JOSÉ

 

Debido al crecimiento demográfico de los años 50, el ayuntamiento de Puertollano pidió al Ministerio de la Vivienda que construyera una barriada para dar cabida al aumento de la población.

 

Se eligió el terreno en el lugar que llamaban la “huerta de raya” y otros terrenos de labor circundantes. El Ministerio construyo la barriada que se dio en llamar de San José ó 309. Algunas de sus casas se vendieron a empresas: Peñarroya, Calvo Sotelo y al propio ayuntamiento, el resto lo compraron particulares con hipotecas a pequeños plazos. En el centro de la barriada se construyó la iglesia de estilo moderno y funcional acorde con las viviendas de toda la plaza.

 

El nombre de la iglesia se lo puso el entonces arcipreste de Puertollano, que se llamaba Don José Maria, y debido a que la zona esta rodeada de las minas que se agrupan por el lugar se le puso como titular a la iglesia: San José y Santo Cristo de las Minas. Así, en el primer libro de bautismos dice “Parroquia del Santo Cristo de las Minas y San José. Erijida por Decreto de 8 de Noviembre de 1954”. El primer bautizo tiene lugar el 1 de Septiembre de 1956.

DSC07814

 

La primera misa que se celebró en la parroquia fue también el día 1 de septiembre de 1956 oficiada por su recién nombrado párroco don Jesús Jiménez Ortiz. Con el tiempo la parroquia se fue adaptando a las nuevas normas y se trasladó el altar fuera de la pared del presbiterio,  se quito el púlpito, se pusieron bancos rústicos… etc.

 

 

 

Actualmente la Parroquia sigue evangelizando con los distintos grupos (catequesis de Comunión y post-Comunión, grupos de Confirmación, Vida Ascendente, Hermandades del Trabajo, grupo de Liturgia, Pastoral de la Salud, Caritas, las Cofradías (cofradía de Jesús Orando en el Huerto y de Ntra. Sra. de la Piedad), el Consejo de Pastoral, Consejo de Economía,  el coro, el Colegio Parroquial, la presencia de la Institución Teresiana) y en la vida diaria de las personas del barrio y de la ciudad.

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter